En muchas ocasiones usamos palabras en contextos que a otros no les cuadra, pero que para uno es lo normal. Cada cual interioriza los significados y los enfoques de distinta forma, tiene su propia expresión y narrativa mucho más allá de los sinónimos y antónimos, lo podemos llamar personalidad y lo que nos hace diferentes.

En A propósito de… Grela Bravo realiza toda una incitación a los lectores para que busquen dentro de uno mismo para saber que es único, así como ha hecho ella, dejándose conocer un poco más, como si de un viaje interior al exterior se tratase. Grela nos invita a hurgar en nuestro yo sin egos, en nuestros actos y sentimientos, y en lo que queremos sacar de ello como experiencia.

¿Qué viaje querías recorrer con el libro y a cuál nos invitas a los lectores?

Para mi, tanto en los libros como en los viajes, el recorrido es lo que más se disfruta. El durante. En este libro creo que aún he hecho más énfasis en ese momento. No importa a dónde te lleve, si no que te mueva de algún lugar. Y a la vez, que cada vez que regreses a él ese recorrido sea distinto.

¿Cuánto tiempo te ha llevado A propósito de…?

Podría decir que es un cuaderno vital. De modo que es acrónico en tiempo y forma. Incluso para mí como autora. Aunque seguro que si escribiera un nuevo ‘diccionario emocional’ habría cambios…(afortunadamente) Eso forma parte del truco de estar vivo.

¿Cómo eliges el título?

Me parecía que era el único capaz de recoger todo el abanico de temas de los que hablo. Sin embargo mi ‘historia’ con los títulos de mis libros es muy curiosa. Me vienen sin más. No hay un borrador, una lista, ni una evolución. Siempre es uno y es ese. Como una revelación…jajaja

Al menos tengo dos libros más, ya titulados, sin publicar aún.

¿Cómo ha sido la elección de cada una de las palabras y su orden?

El orden ha sido tal cual las iba recogiendo. La verdad que a día de hoy el libro podría tener tres tomos. Quién sabe si valdrá la pena continuar con el diccionario…

¿Has tenido algún hilo conductor a la hora de escribir o ha sido todo puro impulso?

La vida es una coreografía perfecta entre los impulsos y un hilo invisible.

¿Entiendes un libro tuyo sin la poesía?

Puedo decirte que para mi la mirada poética es una manera de reformular la realidad y nuestra experiencia. Tal vez eso haga que impregne todos mis libros, de un modo u otro, sin importar el ‘género’ o la temática de estos.

Todas las palabras acaban un a propósito de… eso está escrito junto con la palabra o después de haber redactado el texto.

En realidad es el título de cada texto. Es un guiño, un juego con el lector. Del mismo modo que los conceptos están redefinidos desde otra perspectiva, las reglas se invierten, y el título va al final. ¿No te parece que uno lee más virgen así cualquier texto?

Olé Libros

En algunas páginas tienes en una frase en vertical, ¿Por qué no en todas, y por qué esas en concreto?

Forma parte de ese mismo ‘guiño’. Me gusta subrayar, anotar en los márgenes de los libros cuando leo… Es de alguna manera invitar al lector a que se sienta más cerca -y parte- de mi proceso creativo, o mi reflexión.

El índice es a propósito de… no está por páginas de palabras, ¿podría ser un examen para el lector, para saber si se ha quedado con cada una de ellas o una invitación a que le pongamos nosotros nuestra palabra, nuestra conclusión?

No me gusta demasiado concluir. De ese modo sentencias el mensaje. Prefiero invitar. Quiero decirle al lector que le propongo ese juego; enfocar desde otro ángulo.

¿El libro se podría considerar como un diario, o un libro de notas personales?

Me gustan las palabras que utiliza Miguel Herranz (mi querido y admirado Miki) en su epílogo para referirse a ello:

(Deseo que hayan disfrutado y aprendido del dietario/glosario/itinerario/ cuaderno de bitácora…, en fin, de la obra, genial e inclasificable de Grela)

Me ha llamado mucho la atención la portada, sencilla pero muy ordenada, como si de un marco se tratase, y luego en cada página de la palabra o frase está, ese marco que es uno de los fondos que hay en la portada, ¿es una ventana donde te asomas, o quieres que nos adentremos, cuál metáfora? Y luego el color, el fondo azul, es algo que predomina en tus trabajos ¿Alguna razón en particular?

Es una portada preciosa. La que tenía en mi cabeza, exactamente. Y Pedro González la ha captado y proyectado tal cual. La conexión para traducir visualmente lo que yo quería expresar fue instantánea. Me leyó la mente! jaja

Es mi pequeño tributo al Mediterráneo (mi Mediterráneo) Un homenaje a mi infancia, mis orígenes, mi familia…mi madre. Los colores, la celosía, la buganvilla. Yo veo la portada y huelo todo eso.

En mi opinión la portada es parte fundamental del conjunto que es el libro, como el título, sus capítulos y las palabras que escoges para expresarlo. Es un todo orgánico y con entidad propia.

Sé que todos tus libros rebosan tu personalidad, y son muy tú como me dijiste en una ocasión, pero ¿Qué hay aquí que no estuviera en los anteriores?

Menos ropa, si cabe… La piel sin aditivos.

¿Somos siempre puntos suspensivos?  Porque tengo la sensación que en cada página nos dejas un enigma a buscar dentro de cada uno de nosotros.

Esa es una hazaña preciosa. Ojalá despertar eso en cada lector. Nada me haría más feliz como escritora.

Mónica Gae en prólogo y Miguel Herranz en el epílogo ¿Cómo entra cada uno de ellos a formar parte de A propósito de…?

Forman parte de mi vida. Como lectora y como persona. Cada uno de un modo. Forman parte de esta pequeña aventura, como Marisa Martin Blázquez, o Peter, Toni, Loli y Nerea. Un poco a propósito también de ellos…

Un sueño por cumplir

Seguir escribiendo.

Olé Libros
  • Autor: Grela Bravo
  • Páginas: 192
  • Año edición: 2020
  • Colección: Selección del editor
  • Editorial: Olé libros

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.