Ruego es el segundo single del próximo disco que Pedro Guerra lanzará en 2021. El 21 de septiembre adelantó Alzheimer, coincidiendo con el día nacional de la enfermedad.

Se puede pensar que la actual situación ha retrasado el trabajo que tiene entre manos, pero, todo lo contrario. Tal y como me cuenta Pedro Guerra este tiempo que han tenido de parón ha sido lo que le ha dado el impulso para ponerse manos a la obra a ello junto con Pablo Cebrián, que será quien produzca su nuevo disco, y con quien tendrá dos canciones en el mismo.

Según sus palabras en el próximo disco nos vamos a encontrar un poco de todo como en todos sus trabajos, pero con el aporte musical de Pablo Cebrian, que para él van a ser muy importantes, porque van a ser novedoso. Además de Ruego, una canción de amor, Alzheirmer sobre el recuerdo de un familiar, también habrá alguna canción de temática social, y alguna otra para intentar conocerse mejor, según dice, es la línea de trabajo que habitualmente ha llevado y que ahora se complementa con la música de Cebrián. El trabajo en común no fue directamente pensando en el disco, si no que se unieron para componer canciones, entre ellas Alzheimer, y después ambos se embarcaron en esta nueva aventura, de la cuál es se creía necesitado, de dar un pequeño giro.

Para él la composición es un oficio que se aprende, personalmente comienza por la letra que progresivamente va uniendo con la guitarra. Es la misma forma tanto si compone para él, como si lo hace para otros. Aunque dice que por encargo recibe poco, y si lo hace, siempre lo hace desde su mirada, desde su perspectiva, no es de ponerse en piel ajena. Tiene la costumbre de ir anotando ideas en un cuaderno, y cuando tiene que componer recurre a él. De ahí ha salido Ruego, de una vivencia, de un recuerdo, de algo que le sucedió y le marco:

“Hace 20 años, en un paseo nocturno, una trajinera me llevó a través de los canales de Xochimilco (México) hasta un Altar de la Vírgen de Guadalupe. Aún no siendo creyente, le pedí un deseo que acabó cumpliéndose. La canción “Ruego” relata esa historia; y las cosas sucedieron tal como las cuento”

Pedro Guerra hace unos años grabó un disco titulado 20 años Libertad 8, en concierto en directo con amigos, de hecho me dice que este verano ahí es donde ha hecho algún concierto, y reconoce que ahora efectivamente puede que ese trabajo esté más de actualidad para poder reivindicar las salas de música. Deja clara su preocupación por la situación actual, a todos los niveles, porque cuándo le pregunto por un sueño por cumplir, es automática su respuesta: Que todo esto pase, pero no solo la pandemia, si no la crisis que va a venir después a todos los niveles.

Durante estos meses ha realizado conciertos desde su casa en streaming, y piensa que es algo que tiene un futuro, y no lo ve tan frio ni distante con el público, porque hay una conexión y diversidad de países que conectan al mismo tiempo, y el concierto se va desarrollando según el público desea. Ya desde hace un tiempo tiene un correo donde la gente puede hacer sus peticiones, o desde las mismas redes y de esta manera cada concierto es único.

Hace unos días le vi en un espectáculo homenaje a José Saramago, Probablemente alegría de Lucia Álvarez y Rosa Torres-Pardo dentro de POEMAD y quise saber cuál era la importancia de poesía en su música, y si no tenía la intención de escribir algún libro de poemas, pero ahí me equivoqué, ya lo tiene, me dijo que hace tres años se editó “Hurgando en la caja negra”, y que no descarta volver a hacer algún otro, porque recuerda escribir poemas antes incluso que canciones y han sido una gran influencia, afirma ser un lector de poesía voraz y es una herramienta fundamental para su formación.

Del séptimo arte dice ser es una fuente de inspiración y formación importante. El marido de la peluquera, es una de sus canciones más emblemáticas, vio la película y sintió que la podía contar, aunque sean artes con narrativas totalmente distintas para él.

Su música tanto en canciones como en bandas sonoras con parte de nuestro cine, ahora mismo una composición suya estará en Pessoas de Arturo Dueñas y también su canción Greta de Golosinas, ya que la protagonista es Greta Fernández. El mundo del cine le ha dado muchas alegrías entre ellas la nominación en los Goya por la banda sonora de Mararía, y recibió el Premio de la música por ella, entre otros premios.

Silvio Rodriguez y la Nueva troba cubana, Caetano Veloso y la música brasileña y Fito Paez han sido ese triángulo de influencia musical, aunque luego haya podido tener más. Y si nos tuviera que decir alguien con quién desearía estar encima de un escenario con quien no haya cantado es rotundo: Caetano Veloso.

Os dejo Ruego, un canto al amor, a los sueños deseados y concedidos a ritmo de vals:

Pedro Guerra estará en concierto el 5 de diciembre en Sagunto (Auditori Joaquin Rodrigo Sagunt) y 12 y 13 en La Laguna, Tenerife. Y en streaming el 28 de noviembre y el 19 de diciembre, ese formato que tal y como nos contaba ha ido desarrollando estos meses desde su casa, y donde lo virtual para él se vuelve unión y diverso más que distancia.

Recibe nuestra Bienvenida a La Estrategia Del Caracol. Puedes dejarnos un comentario si quieres.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.